Relatos salvajes, D. SZIFRON

relatos salvajes¡Vaya peli!, de lo mejor que he visto en mi vida, Lo tiene todo: imaginación, originalidad, actores, medios… Alguien dijo que una novela debía empezar con un terremoto y a partir de ahí ir subiendo; pues exactamente eso es lo que ocurre en estas dos horas plenas de intensidad. Dos horas en las que no pestañeas. Dos horas en las que te sumerges en los abismos más profundos y oscuros del alma. Dos horas llenas de situaciones extremas pero genuinamente humanas.

Porque nos daremos un paseo por las zonas más negras que habitan en todos: el rencor, la violencia, la venganza, el odio, la deshumanización del otro, la codicia… Es decir, vagaremos constantemente por las sombras de lo humano, por la cara oculta de la luna, por ese reverso tenebroso que se esconde en cada uno de nosotros. Pero lo grande de esta peli no es que nos muestre todo esto, lo genial es cómo nos lo muestra, con qué grado de verosimilitud, cómo cada relato va ganando progresivamente en intensidad, cómo va metiéndonos poco a poco en la trama para que cada desenlace, por muy exagerado que pueda parecer desde fuera, lo aceptemos como algo plausible, casi necesario.

Y cuando parece que la desesperanza lo va a inundar todo sin remedio, cuando la tensión empieza a ser casi insoportable, cuando nuestro oscuro viaje parece no tener fin, un postrero rayo de luz nos devuelve a nuestro lado más cálido, al lugar desde donde la mayoría de nosotros elegimos vivir. Porque, finalmente, no hay nada más genuinamente humano que el Amor.

Esta entrada fue publicada en Miscelánea. Guarda el enlace permanente.

1 respuesta a Relatos salvajes, D. SZIFRON

  1. Juanpe dijo:

    Completamente de acuerdo contigo. De las mejores películas del 2015. Lo tiene todo, historias que atrapan, que desconoces el desenlace, que te sorprenden. Historias inverosímiles desde fuera, con una fuerza tremenda, pero creíbles en el trascurrir de la acción. Y un final con una puerta abierta a la esperanza, que es no es otra que el Amor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *